La necesidad de entendernos impulsa el estudio de conductas como el sueño, el consumo de leche y la sexualidad

  • Sergio M. Sánchez-Moguel Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo
  • Jesús Cisneros-Herrera Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo
  • Sofía González-Salinas Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo

Resumen

En los últimos años el conocimiento científico del funcionamiento del cuerpo y mente humana ha aumentado importantemente, en especial debido a los estudios multidisciplinarios. El presente trabajo aborda los temas de sueño, metabolismo de la lactosa, prostitución y asesinos desde una perspectiva biológica, psicológica y social. El sueño contiene profundos deseos plasmados en el insconsciente, tiene una función de desintoxicación y de estabilización de memorias. El gusto por la leche es una conducta que los humanos hemos preservado a lo largo de miles de años hasta lograr que incluso los genes se hayan modificado en ciertas poblaciones para que sigamos disfrutando de este blanco líquido. Diversas especies animales pagan con sexo a cambio de favores como alimentación o elaboración de nidos, si esta conducta es tan natural, ¿por qué las leyes humanas no consideran esta conducta como natural? Finalmente reflexionaremos sobre la explicación de porqué asesinos matan a sangre fría quizá debido a su incapacidad de procesar las emociones de forma correcta.

Publicado
2018-07-05

Artículos más leídos del mismo autor/a